En el orden SOCIAL, reconocemos que sólo la PAZ, la RECONCILIACION y la ESTABILIDAD permitirán el alcance del pleno desarrollo integral de la población.

El conflicto debe dejar de ser la constante social en nuestro País.

La educación y la nutrición son nuestra prioridad pública, como la base para la salud, el desarrollo y el progreso.

Guatemala requiere de una Revolución Educativa que nos libere de la pobreza y el subdesarrollo.

¡NUESTRO ÚNICO COMPROMISO ES UNA MEJOR GUATEMALA!